Un alto necesario

Por Evaristy Jiménez

Hoy en día estamos viendo un periodo de transición nunca antes visto, los cambios que estamos viendo son tan rápidos que ni cuenta nos damos, la tecnología en el ámbito de la Informática Revolucionan constantemente a nuestro entorno.

Adous Huxley, es un autor Británico conocido porque en 1932 escribió un Libro Titulado “Un Mundo Feliz”, este libro nos indica que luego de la Guerra Mundial, la invención del Auto Móvil que para esa fecha, era  una realidad y la lucha entre los fenómenos políticos sociales del socialismo, del capitalismo y el fascismo, expresiones ideológicas que estaban en una lucha constante para poder imponer sus criterios, en ese contexto se escribe esta obra que nos presenta un mundo donde la clonación, el cambio de estructuras sociales son lo que predominarán para que el hombre creado en estos laboratorios puedan lograr una estabilidad de un mundo donde muchos no encajarían, es posible que cuando el autor escribió dicha obra nadie estaría pensando que eso ya se estaba ejecutando en esos inicios del primer cuarto del Siglo pasado y que hoy es una realidad tangible.

Pero el asunto está planteado, estamos en Semana Santa, la misma inicia en la primavera ya sea en Marzo o en Abril por unos factores que toman como referencia los católicos o los seguidores del Cristo en muchas otras denominaciones, el maestro que su estadía por esta tierra fue brevísima pero suficiente para hacernos el llamado colectivo de estar alerta a todos los cambios y transformaciones que el mundo estará haciendo para darnos una felicidad perpetua o momentánea en este plano físico, él sufrió los embates de luchar contra un sistema que se resistía al cambio de actitud frente a sus semejantes, por eso sin cambiar las tradiciones le ponía ejemplos de ayudar en el día Sábado siempre que el mismo fuese en beneficio de la vida y mucho más de la humana, en relación al que juzga sin primero ver lo que pasa con el mismo, entre tantos y tantos pasajes de su estadía por la tierra, escritos por lo que se conoce como el Nuevo Testamento.

El llamado es el siguiente: en estos días donde debemos utilizar la razón más que la emoción, es propició que te tomes una pausa para revalorar las acciones cotidianas con el mundo exterior si en realidad estamos actuando acordé con lo que queremos para nosotros y nuestros semejantes y si esto que hacemos y está pasando es lo que queremos para nuestra descendencia, si queremos un planeta afectado por el uso irracional de sus recursos no renovables, si es posible un mundo donde la violencia individual se propaga de manera colectiva por no saber ponernos un control a nuestro ego de poder realizar cosas en destrucción de otros, eso es parte de lo que el Maestro legó por esta tierra, hace 2019 años para cambiar nuestro proceder en términos individuales para que podamos vivir mejor.

Hacer un alto en el camino para poder observarnos siempre es útil para modificar esas cosas que son desagradables y que sólo vemos en los demás, pero que son parte también de nosotros antes de hacer uso de nuestra lengua, contar hasta diez y ver si lo que vamos a decir y hacer no es parte de nuestro accionar y en vez de pedir que nuestros semejantes cambien, pongamos de nuestra parte para cambiar nosotros.

Comparte esta noticia en:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter